CUANDO TERMINES DE VER LA PAGINA ACTUAL, DA CLICK EN ENTRADAS ANTIGUAS PARA QUE VEAS TODO LO DEL DIA DE HOY.

lunes, 3 de agosto de 2015

NADIA VERA ACTIVISTA SOCIAL AMENAZADA POR EL GOBIERNO DE DUARTE



Leer mas

APAGA LA TELEVISIÓN, NO PERMITAS QUE ASESINEN TU MENTE, MEJOR LEE UN LIBRO E INFÓRMATE EN LOS MEDIOS ALTERNATIVOS.

Visita a León de los papás y mamás de los normalistas desaparecidos de AYOTZINAPA









APAGA LA TELEVISIÓN, NO PERMITAS QUE ASESINEN TU MENTE, MEJOR LEE UN LIBRO E INFÓRMATE EN LOS MEDIOS ALTERNATIVOS.

Astillero

Mensaje de advertencia
Alcanzar a Rubén Espinosa
Contexto político y periodístico
Veracruz, Herrera, Duarte
Julio Hernández López
 
 
Foto
DIGNIDAD. Familiares de los 43 estudiantes normalistas desaparecidos el 26 de septiembre de 2014 en Iguala, Guerrero, encabezaron una marcha en Oaxaca. Finalizaron su protesta en el zócalo de esa ciudad, donde los maestros de la sección 22 de la CNTE mantienen un plantón. Felipe de la Cruz, padre de Ángel Neri, quien sobrevivió a los ataques contra normalistas, aseguró que enviados del gobierno federal han intentado comprar su silencio y les ha ofrecido más de un millón de pesos, autos y casasFoto Jorge A. Pérez Alfonso
E
l asesinato de cinco personas en la capitalina colonia Narvarte tiene un indudable contexto político y periodístico. Más allá del curso procesal que ayer mismo el procurador de justicia del Distrito Federal quiso constreñir a los terrenos del homicidio y el robo (dejando abiertas todas las líneas de investigación imaginables, pero sin aceptar abiertamente la incursión en la que lleva a oficinas centrales de Xalapa), lo cierto es que las primeras consecuencias de ese golpe de barbarie llegaron al ánimo político y social de todo el país, pues lo sucedido en un departamento de la calle Luz Saviñón constituye un seco mensaje de advertencia a los movimientos críticos y de oposición respecto a los riesgos crecientes que conllevan la descomposición institucional, el hundimiento de la figura de quien vive en Los Pinos y el actuar impune de bandos internos del sistema que en sus pugnas son capaces de tramas y acciones descomunales.
No se puede apuntar aquí una hipótesis fundada de lo que realmente sucedió en la Narvarte, de los móviles y las sinrazones. A pesar del gran interés que el asunto suscitó, el procurador del gobierno de Miguel Ángel Mancera apenas dio algunos datos en firme durante una reunión con reporteros, con una parquedad que en las próximas horas se verá si corresponde al explicable cuidado en el manejo de pistas que llevarán a un contundente esclarecimiento de los hechos o, como una amplia primera lectura politizada sugirió, a un intento de sustraer ese asunto del natural contexto político y periodístico que le acompaña y tratar de fijarlo en el tablero judicial como un hecho aislado, un asalto excesivo y despiadado, pero a fin de cuentas carente de motivaciones políticas. Por lo pronto, en el palacio de gobierno de Veracruz han recibido con beneplácito la postura del procurador Rodolfo Ríos.
Pero, aun cuando es necesario esperar a que se conozcan más detalles en firme de esos asesinatos, el tipo de respuesta visto hasta ayer subraya (por ese intento de escamotearlo o difuminarlo) el factor político, las referencias a centros de poder. Rubén Espinosa Becerril había llegado a la ciudad de México a principios de junio pasado, tratando de ponerse a salvo del acoso, las amenazas y los golpes que en Veracruz ha permitido y establecido como política referencial hacia el periodismo crítico el abogado (por la Iberoamericana, campus Santa Fe), maestro (por doble partida, una en Madrid y otra en el Tec) y doctor (en economía e instituciones, por la Complutense de Madrid) Javier Duarte de Ochoa, hechura absoluta de su antecesor, Fidel Herrera Beltrán, quien lo nombró subsecretario de Finanzas y luego titular de esa cartera, y lo hizo candidato priísta a diputado federal y luego a gobernador.
La débil textura política de Duarte de Ochoa y su dependencia sostenida respecto a Herrera Beltrán, reconocido como maestro y doctor en las artes más pragmáticamente oscuras del ejercicio político priísta, han convertido el sexenio duartista en una colección de desatinos administrativos pero, lo peor, en un coctel explosivo en el que convergen los intereses densos de FHB (quien sigue gobernando y al que muchos de sus paisanos adjudican, sin que haya prueba judicial al respecto, el haber permitido la instalación de grupos del crimen organizado que siguen dominando la entidad), más las variantes ejecutivas de grupos caciquiles y empresariales históricamente acostumbrados al ejercicio ríspido del poder, y los ánimos volátiles, viscerales y punitivos del propio Duarte.
En ese rapaz ejercicio de poderes (en constante lucha entre sí pero siempre coincidentes en dañar el interés de las mayorías, sometidas éstas por diversas vías, la violenta como constante), el ejercicio periodístico ha resultado un contrincante natural. No ha de sacralizarse ese ejercicio en lo general: como en el resto del país, pero agudizado por los factores de corrupción antes mencionados, los medios de comunicación en Veracruz suelen ser alineados con los poderes mediante plata o plomo. Durante el sexenio de Duarte ha habido una proclividad a ese plomo, acompañado de sus variantes, como el despido de los periodistas molestos, la persecución, las amenazas, los golpes, el secuestro y el virtual exilio. Los periodistas independientes y sostenidamente críticos han terminado fuera del estado o el país, o se sostienen con dificultad y miedo en sus trincheras locales, o terminan en la tumba, como Regina Martínez, quien era corresponsal de Proceso o, ahora, Rubén Espinosa.
La ejecución de Espinosa y cuatro mujeres (agresiones físicas, tiro de gracia) enuncia que el brazo de la venganza pudiera haber llegado ilustrativamente hasta la ciudad de México, considerada una zona de refugio para periodistas de varias partes del país que se ven en la necesidad de salir de su franja local de peligro. Sabido es que los gobiernos federales (los panistas y, ahora, ostentosamente el priísmo peligrosamente torpe e ineficaz) han hecho malos remedos de protección al gremio periodístico, nombrando en fiscalías y comisiones a burócratas sin fuerza ni interés más que en simular con malos resultados que algo hacen (el más reciente, Ricardo Nájera Herrera, en la PGR). Pero la administración de Mancera se ha sumado a ese cuadro de abandono, en ese proceso tan visto de desmantelamiento de las banderas progresistas que distinguían a la urbe capitalina y de emparentamiento con las políticas del peñismo.
Cinco muertes en el corazón del corazón del país. Yesenia Quiroz Alfaro, maquillista de menos de 20 años, entre ellas. Y Nadia Vera, nacida en Chiapas, pero activa en Xalapa, partícipe en luchas sociales, en especial en el movimiento YoSoy132, promotora cultural con presencia en la comunidad dancística. Más una mujer presuntamente colombiana y otra dedicada al servicio doméstico. El pasado 5 de junio, una decena de encapuchados golpearon salvajemente, con bates y otros instrumentos a ocho estudiantes universitarios en un reducido departamento de Xalapa. El modelo Veracruz se extiende, agravado. ¡Hasta mañana!
Twitter: @julioastillero
Facebook: Julio Astillero



APAGA LA TELEVISIÓN, NO PERMITAS QUE ASESINEN TU MENTE, MEJOR LEE UN LIBRO E INFÓRMATE EN LOS MEDIOS ALTERNATIVOS.

DINERO




Grandes corporativos afectados por la devaluación
Podrían subir los intereses de las hipotecas
El éxito finaciero de Uber

Enrique Galván Ochoa
Foto
E
l Banco de México y la Secretaría de Hacienda están empeñados en convencernos de que la devaluación del peso frente al dólar (28 por ciento) todavía no ha tenido efectos negativos en el mundo real. Sin embargo, no es así. Un grupo de 10 empresas de la Bosa Mexicana de Valores tienen deudas por más de 100 mil millones de dólares. En su equivalente en pesos, han aumentado en la misma proporción: 28 por ciento. El dólar caro las afectará severamente, excepto que sus exportaciones sean suficientes para abonar sus créditos. Entre las muy endeudadas sobresale América Móvil. También Fomento Económico Mexicano (Femsa), en sus divisiones de cerveza y Coca-Cola, y las dos principales televisoras. Eso por lo que toca a las grandes corporaciones de la bolsa. Pero hay centenares de empresas pequeñas y medianas que también deben dólares. Ya sea que consiguieron un crédito en un banco del exterior o un proveedor internacional les haya financiado la adquisición de maquinaria. Esas compañías tienen pocas probabilidades de sobrevivir a una devaluación como la que sufrimos estos días. Las grandes crisis del pasado no estallaron porque subió el precio del pan o los jitomates, sino por la quiebra de las empresas. Todavía no termina de pagarse la deuda del Fobaproa y ya otra tormenta parecida se anuncia a la distancia.
¿Quiere comprar casa o departamento?
Este es el momento de que compre casa o departamento, pero en pesos y a tasa fija. Agustín Carstens, gobernador del Banco de México, anuncia que el aumento de la tasa de interés en Estados Unidos hará que suban en México. Es más, se adelantarán al suceso. Tiene la esperanza de que pagándoles mayores rendimientos a los especuladores no se llevarán sus capitales del país. Es decir, no venderán los bonos del gobierno. Eso afectará a todos, pero en particular al mercado inmobiliario, ya que los bancos tendrán que subir sus intereses. ¿En qué nivel andan actualmente? Santander tiene un financiamiento hipotecario de 7.55 por ciento; Banamex, 8.50 por ciento, y Bancomer, 10.60 por ciento. No se vayan con la finta, cada línea uno tiene sus condiciones y modalidades. Tienen que preguntar y pedirle al funcionario que los atienda que les haga un impreso de computadora donde les muestre con claridad cuánto, en total, terminarán pagando dentro de 10 o 15 años. La clave es ésta: pesos, no Udis ni dólares; tasa fija, no variable; y un seguro, por si se llegaran a quedar sin empleo.
El éxito financiero de Uber
A despecho de la oposición de grupos de taxistas en algunas partes del mundo, incluyendo la ciudad de México, y a tan sólo cinco años de su lanzamiento, Uber Technologies Inc está valorada en cerca de 51 mil millones de dólares, según informó The Wall Street Journal. En ese mismo lapso la empresa recaudó más de 5 mil millones de dólares de sus inversores. En 2014 obtuvo ingresos por más de 400 millones de dólares, y entre sus socios destacan Microsoft, Google y la fabricante china de smartphones Xiaomi. La compañía de transportación ha logrado expandirse rápidamente a pesar de diversos obstáculos, y hasta el momento brinda sus servicios en 300 ciudades de 56 países. Parte de su estrategia ha sido buscar alianzas con fabricantes de celulares inteligentes y buscadores de Internet.
¿Y el dólar?
El viernes anterior la cotización del dólar cerró en 16 pesos 60 centavos. Hacienda y el Banco de México decidieron inyectar 200 millones de dólares al mercado para detener la caída del peso. Había subido a 16 pesos 81 centavos. Eso no significa que por cada 200 millones el peso se recuperará 21 centavos. Sería fácil, y relativamente barato, regresarlo a 12.50. Hoy veremos cómo abre el mercado cambiario. Las apuestas siguen sobre 17 pesos. El control no lo tienen las autoridades, sino los especuladores.
@Vox Populi
Asunto: en busca de buenas noticias
Lo he escuchado en radio y leo con interés sus columnas. Quisiera hacer una respetuosa observación: ¿de verdad nunca hay buenas noticias económicas de México? Los noticiarios sólo dan malas noticias; hay muchos logros estudiantiles, deportivos, médicos, de investigación, de infraestructura, de turismo. Yo pienso que como medio informativo deben dar al menos una buena noticia de vez en cuando; creo que mi México lo merece. Somos un gran país, con grandes logros diarios.Imagine usted la percepción de la gente que no lee y sólo se informa de los noticiarios mexicanos.
Gabriel Peñaloza
R: Le propongo algo, Gabriel: cuando se entere usted de una buena noticia económica, hágamela saber y con gusto la publicaré.
Tuits
Inaugura estadio vacío… Es miedo al pueblo agraviado y aversión al rechazo… Perdió su capacidad de ignorar y soportarlo.
@Cabeza_depollo
Yo no confío en ninguna institución del Estado; no confío en el gobierno. Temo por mis compañeros, temo por mí: Rubén Espinosa, asesinado
@deavila2010
La gente odia lo que no entiende. #UberSeQueda.
RamonGonzalez @kingreymon
Twitter: @galvanochoa
FaceBook: galvanochoa



APAGA LA TELEVISIÓN, NO PERMITAS QUE ASESINEN TU MENTE, MEJOR LEE UN LIBRO E INFÓRMATE EN LOS MEDIOS ALTERNATIVOS.

LA FOTO DE RUBÉN ESPINOSA QUE ENCABRONÓ AL GOBERNADOR DE VERACRUZ

Imagen tomada de archivo
Imagen tomada de archivo. La foto es de Rubén Espinosa

En entrevista con SinEmbargo, el fotógrafo Rubén Espinosa dijo:

–Yo me especializo en movimientos sociales. Tengo una portada en la revista Proceso con el Gobernador, esa portada lastimó mucho, de hecho la compraron a granel…

–¿Qué foto es?

–Es una fotografía donde el Gobernador sale con una gorra de policía y de perfil que va caminando. Nosotros en Xalapa nos hemos manifestado siempre que asesinan a un compañero. Fui golpeado en el desalojo de maestros en 2013, en la plaza Lerdo, junto con otros compañeros, a raíz de eso tuvimos que ir a marchar. Hicimos que el Congreso hiciera la Comisión para la Atención y Protección de Periodistas, que no sirve de nada. Estuve en la colocación de la placa en la plaza Lerdo, donde le pusimos Regina Martínez. He dado cursos de seguridad para los fotógrafos y me han hecho saber que soy un fotógrafo incómodo para el Gobierno del Estado.

–¿Cómo te hacen saber eso?

–No me dejan entrar a los eventos oficiales. En una ocasión cuando fue lo de los 35 cuerpos que encontraron en el Monumento a los Voladores de Papantla en Boca del Río, el entonces Procurador Reynaldo Escobar Pérez iba a dar una conferencia. Entonces me dice una persona encargada de prensa, Edwin, no recuerdo su apellido, que yo qué hacía ahí, que yo no tenía nada que hacer y que estaba estorbando. Entonces de ahí comenzaron a tomarme fotos por parte de la gente de Gobierno del Estado.

–¿Sólo te acosan a ti?

–A mí y al grupo de los periodistas en los que estoy.

Esta es la historia de esa foto y del acoso que desató.

Por Ignacio Carvajal
Ciudad de México, 2 de agosto (SinEmbargo/BlogExpediente).– Ojos inyectados. Mirada extraviada. Labios entreabiertos. Orejas para atrás igual que las aguzan los perros al acecho. El ceño adusto tras las gafas y una gorra de policía. Las lonjas colgadas sobre el cinturón. Los botones de la camisa con su nombre bordado amenazan con salir disparados. La foto de Rubén Espinosa Becerril resultó implacable con el Gobernador veracruzano. Javier Duarte retratado de pies a cabeza: autoritaro, rencoroso, desconfiado, rabioso, felón.
Es la imagen escogida por el equipo de la revista Proceso para ilustrar la portada del número 1946. La mitad del cuerpo de Duarte en todo lo alto y ancho. Una imagen como síntesis del contenido: “Veracruz, estado sin ley”, decía el encabezado en la tapa.
En interiores un reportaje sobre los homicidios de periodistas en Veracruz y las complicidades de los funcionarios para no esclarecerlos; otro para el tercer aniversario del asesinato de Regina Martínez, impune; y uno más de priistas que van por la vida lanzando incienso al duartismo.
En el interior, fotos de Yair Ceballos (Proceso y AVC Noticias), de Félix Márquez (Cuartoscuro, AVC y AP) y de Rubén Espinosa (Cuartoscuro, AVC y Proceso). Imágenes con técnica y composición para ilustrar los reportajes que describieron la miseria, la tragedia y la corrupción campante en Veracruz. Pero ni una como la de Rubén Espinosa. Por eso ganó la portada.
Don Manuel Buendía -asesinado por la espalda durante sexenio de Miguel de la Madrid- decía que la crítica no molestaba tanto a los poderosos, como dejarlos al desnudo con ironía y un refinado sentido del humor. Así lo hizo Rubén Espinosa en Proceso 1946; pero con la lente.
No cabía de contento por su portada. Lo dijo a todos sus amigos. Lo festejó, y humilde, para el mediodía del domingo comenzó a olvidarlo para comenzar a trabajar en la siguiente foto de ocho columnas.
Proceso 1946 arribó a Xalapa y Veracruz tal vez el sábado por la tarde para que estuviera circulando el domingo tempranito; pero grupos de personas, jóvenes ante todo, en coches particulares y camionetas, comenzaron a comprarlas por montón.
Otra toma famosa, esta de Cuartoscuro
Otra toma famosa, esta de Cuartoscuro
“Me da la Proceso donde sale Duarte Gordo” se preguntaba en los estanquillos, “ya no hay, se las llevaron todas”, decían los voceadores, y así en cada puesto Proceso había sido “levantada”. Circuló en menor medida en los restaurantes de cadena en donde habitualmente se vende.
El operativo contra la revista no era novedad: Durante el sexenio pasado se recogían por pilas cuando publicaban reportajes contra Fidel Herrera Beltrán. También pasó cuando el Cártel de Jalisco Nueva Generación dio muerte y abandonó los cadáveres de más de 30 personas en la vía pública, en Boca del Río.
Con la portada de la Proceso 1946 Rubén Espinosa quedó en la mira. Habrían de venir otras agresiones, el acoso desde el Palacio de Gobierno por medio de una horda de orejas. Tenían consigna. Le tomaban fotos en las protestas y ruedas de prensa de quienes exigían justicia o denunciaban algún abuso desde el poder.
A principios de junio pasado resultó agredido física y verbalmente por encapuchados que aprovecharon para hacer desmanes en Xalapa durante una marcha de estudiantes de la Universidad Veracruzana (UV) tras la golpiza a ocho alumnos, a la sazón de las elecciones federales pasadas. A Rubén Espinosa lo encaran los “anarquistas”, tapados de la cara, le increpan y empujan.
En 2013 la vio cerca durante el desalojo violento por parte de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) a maestros que protestaban en Plaza Lerdo o Regina contra la Reforma de Educativa. Duarte necesitaba la plaza despejada para celebrar, con acarreados de la periferia, el Grito de Independencia, y un baile con la banda El Recodo.
Apasionado de las protestas ciudadanas y de las causas sociales, se había enterado del posible desalojo y se fue a la plaza para aguardar. A la una AM, policía acreditable ingresaba por docenas y en cuestión de minutos corrieron a todos. Rubén tomó las fotos y de inmediato se marchó a su casa para guarecerse. En el camino fue interceptado por policías que le exigieron borrar las imágenes. Después de eso se desapareció durante varias horas, perdió el teléfono y no había comunicación.
Los amigos le buscaron con denuedo pues lo pesaban detenido en las masmorras de Arturo Bermúdez, en San José, junto a maestros reprimidos. Horas después apareció con bien y sobre todo con varias fotos en las cuales se miraba a los policías armados con toletes eléctricos y con los cuales aporrearon a los mentores. Rubén Espinosa documentó una de las peores noches para los movimientos sociales en Veracruz, pues la golpiza la recibieron los maestros y docenas de jóvenes identificados con la causa que también estaban en la resistencia. Duarte no dudó en madrear a dos generaciones distintas. Su muerte, un golpe más duro para esas nuevas generaciones que admiraban su trabajo y prácticamente le tenían como un símbolo.
“Las protestas eran su especialidad”, cuenta Aarón Gaona, quien recuerda que Rubén Espinosa Becerril era originario del Distrito Federal (Tacubaya) y llegó a Veracruz en 2009 con otro equipo de profesionales para trabajar en el portal Elgolfo.info, propiedad de José Othón González Ruiz, que manejaba una línea a favor del gobernante en turno.
Al tiempo, Rubén Espinosa sale de El Golfo y comienza a definirse por las causas sociales y las manifestaciones, “yo creo que porque venía de una familia de trabajo. No le gustaba mucho seguir órdenes. Las hacía; pero siempre buscó hacer lo que a él le gustaba, su forma de ser era medio irreverente. El clásico chilango que va a la provincia con sus ondas muy marcadas”.
“Como fotógrafo era bueno. Buscaba mucho tener una buena composición. Nunca era egoísta con lo que sabía” define.
No había protesta o demanda social en Veracruz, o manifestación en Xalapa, que no haya documentado desde su salida de El Golfo para trabajar en medios como Multigráfica, AVC Noticias y APRO.
PROMO-FOTOGRAFO
Araceli González, de Colectivo por la Paz, donde se agremian madres que buscan a sus hijos desaparecidos en situaciones de violencia, lo describe como un tipo convencido de la realidad de Veracruz y que eso lo llevaba en sus valores. Raro era verle siguiendo al gobernante.
Rubén Espinosa “se identificaba con esa indignación porque buscaba cambios desde el trabajo que hacia; le indignaba la inseguridad, la violencia las injusticias”.
“Siempre era amable. En las manifestaciones o conferencias de prensa nos saludábamos. Tomaba fotos y se iba”, cuenta la también encargada de la organización Equifonia, en pro de los derechos de mujer.
Gabriela Martínez, promotora de los derechos de los animales, lo ubica como “una de las personas más auténticas que he conocido. Era uno de los pocos periodistas que entendían las causas, las luchas sociales. Era muy objetivo y sus pensamientos eran filosofía pura”.
“Era una piedrota en el zapato”, define.
Rubén Espinosa Becerril fue encontrado sin vida en un departamento de la colonia Narvarte. En la escena había también cuatro víctimas más, mujeres, maniatados de pies y manos con cinta. Con señales de tortura y disparos de arma de fuego.
PROMO-PERIODISTA-VER
Rubén Espinosa se exilió de Veracruz porque era acosado por desconocidos. Sintió miedo después de que sujetos sospechosos daban cuenta de sus pasos al trabajo, casa y amigos. Esto comenzó luego de sus acciones, con otros periodistas, para cambiar el nombre a la plaza Lerdo a Plaza Regina Martínez -también corresponsal de Proceso-. La placa con el nombre de Regina fue retirada horas después de su colocación por parte de periodistas. Los reporteros la compraron nueva y la montaron otra vez. Rubén Espinosa tomó cemento blanco para fijar el trozo de metal a la escalinata, pero ni así la respetaron y a los pocos días la sustrajeron. Después de ese evento lo comenzaron a seguir desconocidos. Por eso se marchó al DF, desde donde sentenció: “La muerte escogió a Veracruz como su casa y allí decidió vivir”.
En abril de 2013, la directiva de Proceso, la revista en donde colaboraba Rubén Espinosa, denunció la existencia de un plan tramado desde Veracruz para que un grupo de policías de ese estado viajaran al DF a ejecutar acciones hostiles contra Jorge Carrasco, quien estaba asignado por la revista para investigar el homicidio de Regina Martínez dentro de las propias pesquisas del semanario. El plan contemplaba ubicarlo, acopiar información personal y emprender acciones hostiles en su contra. La denuncia de Proceso fue retomada por organismos internacionales defensores de los derechos humanos y se brindó seguridad inmediata al periodista. Carrasco se tuvo que exiliar del país un tiempo y hasta la fecha sigue bajo resguardo.
En este tenor, el fin de Rubén Espinosa hace preguntarse a muchos periodistas por la posibilidad de que el poder hubiera retomado ese plan para adaptarlo al fotógrafo asesinado en la Colonia Narvarte.



APAGA LA TELEVISIÓN, NO PERMITAS QUE ASESINEN TU MENTE, MEJOR LEE UN LIBRO E INFÓRMATE EN LOS MEDIOS ALTERNATIVOS.

Los consentidos Tradeco y Grupo Higa




Desde la arena del Congreso de la Unión, el PRI y el PAN realizan forcejeos en la búsqueda de evidencias de presuntas pruebas de corrupción en el pasado gobierno federal panista —que tuvo de favorita a la constructora Tradeco, la que participó en el proyecto de la Estela de Luz— y en la actual administración priísta, que ha tenido contratos con el constructor Grupo Higa. Por el momento, los legisladores priístas han obtenido un pronunciamiento de la Comisión Permanente para que la Auditoría Superior de la Federación remita las observaciones por la actuación de Tradeco. Y el senador panista-calderonista Ernesto Cordero Arroyo ha exigido que Hacienda, Banobras y Comunicaciones y Transportes informen sobre los contratos obtenidos por Grupo Higa. La batalla, nos dicen, apenas comienza…

Fusiones en el gobierno federal
El proyecto de presupuesto base cero, que coordina el equipo del secretario de Hacienda, Luis Videgaray, está contemplando fusiones en algunas áreas del gobierno federal. ¿De qué se trata? La administración federal realiza una suerte de escáner por las secretarías que integran el gabinete presidencial para determinar qué zonas son susceptibles de integración, para generar una mayor eficiencia y, desde luego, un menor gasto de operación. Nos dicen que el grupo de don Luis trabaja a marchas forzadas para enviar al Congreso el paquete económico 2016, a más tardar el 8 de septiembre. Dé usted por descontado que en las fusiones habrá menos personal y menos costo en el gasto corriente, ahorros en el gasto público para el próximo año fiscal que se verá impactado por la baja en el precio del petróleo.

Chuchos al borde de un ataque
Los jefes de la corriente Nueva Izquierda, conocida como Los Chuchos, andan desesperados. ¿Qué les está pasando? Nos cuentan que al presidente del PRD, Carlos Navarrete, lo traicionó su subconsciente hace unos días cuando habló en público de la posibilidad de renovar la coordinación del partido en el Senado. En la desesperación de ver perdido el liderazgo de la bancada amarilla en San Lázaro, Los Chuchos están ofreciendo a sus oponentes hasta lo que no tienen: la posición que detenta ahora Miguel Barbosa en el Senado. Jesús Ortega y Jesús Zambrano han puesto a remojar la barba o más bien dicho el bigote de Navarrete. De ese tamaño es la desesperación, nos comentan.

La tercera en discordia
Y en la disputa entre Jesús Zambrano y Guadalupe Acosta Naranjo por la coordinación de la bancada del PRD en San Lázaro en la LXIII Legislatura —que arranca el primero de septiembre—, la tercera en discordia, la diputada local y próxima legisladora federal por Chihuahua, Hortensia Aragón Castillo, sigue empujando durísimo al grado que el todavía líder del partido, Carlos Navarrete, la recibió para escuchar la petición de la señora para encabezar al grupo parlamentario perredista en la Cámara de Diputados. ¿Será que la corriente Foro Nuevo Sol y su representante Aragón tienen embolsado el apoyo de don Carlos?



APAGA LA TELEVISIÓN, NO PERMITAS QUE ASESINEN TU MENTE, MEJOR LEE UN LIBRO E INFÓRMATE EN LOS MEDIOS ALTERNATIVOS.

Primarias partidistas

 Javier Corral propone oportunamente que también los simpatizantes de los partidos designen a los candidatos presidenciales

Licenciatura en relaciones internacionales por El Colegio de México, Maestría en Sociología política y Doctorado en historia por la Universidad Iberoamericana. Investigador invitado en la Universidad...


Durante el debate del PAN para la dirigencia nacional predominaron ataques y descalificaciones personales, más que las propuestas. Pese a ello, Javier Corral logró deslizar una propuesta que a todas luces me parece sana y necesaria: introducir en los partidos la práctica no voluntaria de abrir su designación de candidatos presidenciales (y a gobernador, podría ser también) no sólo a sus militantes, sino a sus simpatizantes, al estilo de Estados Unidos (y otros países, como Argentina). De esa forma, se involucraría la ciudadanía no sólo en decidir por los candidatos que cada partido presenta como un hecho consumado, sino justo en la designación de su candidato para Ejecutivo. Así, los ciudadanos podrían involucrarse en esa importante etapa del proceso democrático, sintiendo en parte como suya la decisión final de cuáles serán los candidatos en cada partido. Los ciudadanos que se inscriban como simpatizantes de cada partido podrían participar exclusivamente en la primaria del partido favorito, y no en las demás. Los candidatos electos llegarían con mayor legitimidad y representatividad dentro de sus respectivas militancias y sobre todo, clientelas electorales.
Una medida que daría algo más de legitimidad a los partidos, que vaya que la necesitan, y generando un poco de democracia interior en ellos al involucrar en tan importante decisión a sus simpatizantes. Las probabilidades de acercar los partidos y sus candidatos a la ciudadanía en general se incrementarían significativamente. Pero es una medida que no debería quedar al arbitrio de cada partido, pues en algunos de ellos las élites son lo suficientemente fuertes como para poder imponer a un candidato como único, incluso sin necesidad de consulta alguna. Y suelen calcular, a veces con razón, que estos procesos abiertos dividen al partido más de lo que lo unifican (el PAN fue el que tuvo un proceso más abierto para designar a su candidato en 2012, y fue el que más se dividió). Pero en principio se relajaría el férreo control que a veces tienen los líderes partidarios sobre estos procesos. Quienes quisieran competir tendrían desde luego que cumplir algunos requisitos (como reunir firmas, igual que los candidatos independientes), pero no dependerían de la voluntad o controles de sus dirigencias para competir, si así lo quisieran. En una perspectiva más amplia, es un proceso que ayudaría a los propios partidos, pues cada vez los procesos controlados y cerrados para designar a sus candidatos a cargos Ejecutivos les generan más costos y rupturas, desde los precandidatos perdedores que se van a otro partido o coalición opositora, hasta los que pueden ir por la libre en candidatura apartidista. Imaginemos la dinámica que se daría en el PRI. Mejor airear esos procesos y legitimarlos que seguir cerrándolos u obstruyéndolos. Desde luego, podría disponerse legalmente que quienes participaran en una primaria partidaria y perdiera, ya no podría ir en ese mismo proceso como independiente; tendría ésta que ser una decisión tomada antes de las propias primarias.
Pero esta propuesta tiene pocas probabilidades de prosperar. Las dirigencias partidarias son reacias a perder control de sus procesos internos (véase el candado que pusieron a la posibilidad de buscar la reelección legislativa). Y es que al final, saben que hagan lo que hagan cuentan con la legitimidad que religiosamente les brinda un número suficiente de ciudadanos en las urnas, aunque éstos rezonguen de los abusos partidarios. Si el voto por independientes debe leerse como un rechazo a la partidocracia, fue muy inferior al voto vertido por los partidos. Eso los envalentona para dar pasos atrás en lugar de adelante (como en las contrarreformas relativas a los candidatos apartidistas). Ellos no toman en cuenta las encuestas en las que tan mal salen, sino las elecciones, que siguen avalando sus atropellos.
Prontuario. ¿La Semarnat está obstruyendo el uso recreativo de los Viveros de Coyoacán, como el área verde que es? ¿Con qué derecho?


APAGA LA TELEVISIÓN, NO PERMITAS QUE ASESINEN TU MENTE, MEJOR LEE UN LIBRO E INFÓRMATE EN LOS MEDIOS ALTERNATIVOS.

Javier Duarte es el principal señalado en la marcha que pide justicia para Rubén



Cientos de personas congregadas en el Ángel de la Independencia. Foto: Luis Barrón, SinEmbargo
Cientos de personas congregadas en el Ángel de la Independencia. Foto: Rubén Espinosa
Un grupo nutrido de fotógrafos decidió que todo el material tomado sobre la marcha de protesta por el asesinato de uno de sus colegas y cuatro mujeres sea firmado a Rubén Espinosa. SinEmbargo se une a esa petición, por eso, todas las imágenes de esta nota están atribuidas al fotógrafo mexicano.
Ciudad de México, 2 de agosto (SinEmbargo).- Cientos de ciudadanos, activistas y periodistas marcharon este día por las principales avenidas del centro del Distrito Federal y protestaron frente a la representación del gobierno de Veracruz, a cuyo Mandatario se señala directamente por el asesinato del fotoperiodista Rubén Espinosa Becerril y al menos dos activistas.
Aunque hubo reclamos para el gobierno del Presidente Enrique Peña Nieto y en contra de la versión de la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF) que investiga robo, el principal señalado por los manifestantes es Javier Duarte de Ochoa, Gobernador de Veracruz.
Rubén Espinosa dijo en distintas entrevistas que se sentía bajo amenaza por parte del Gobernador priista, señalado no sólo por este caso, sino por al menos 12 asesinatos y media docena de desapariciones de periodistas durante su mandato.
En un escueto comunicado de dos párrafos, el Gobernador de Veracruz lamentó la muerte de fotoperiodista.
Calificó como aberrantes los hechos y manifestó “su plena confianza en que las autoridades de la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal habrán de esclarecer este caso lo más pronto posible”.
La concentración fue apenas convocado por redes sociales, pero esta tarde de domingo reunió a comunicadores de medios nacionales y extranjeros que han expresado su sorpresa por la versión de PGJDF que habla de un robo para explicar la ejecución de cuatro mujeres y el fotoperiodista en un departamento de la colonia Narvarte en la Ciudad de México.
Los cinco cadáveres presentaban el tiro de gracia y signos de tortura lo que hace inviable la posibilidad de que los asesinos fueran solo por dinero.
Pero eso es lo que cree el Procurador capitalino, Rodolfo Ríos Garza.
El gremio periodístico exigió a las autoridades esclarecer el asesinato de Rubén. Foto: Luis Barrón, SinEmbargo
El gremio periodístico exigió a las autoridades esclarecer el asesinato de Rubén. Foto: Rubén Espinosa
En la concentración de comunicadores podían verse, improvisadas, distinta consignas: “Gobierno duartista asesino de periodistas”, decía una pancarta. Otras pedían justicia para Rubén Espinosa y, unas más, con la imagen de una bala afirman: “ Javier Duarte Estado asesino”.
En el lugar había reporteros, camarógrafos y fotógrafos que expresaron su asombro porque el crimen se haya dado a pesar de las muchas advertencias que lanzó el propio Espinosa, quien no sólo le dijo a SinEmbargo que se sentía bajo amenaza del Gobierno de Veracruz, encabezado por el priista Javier Duarte de Ochoa: lo comentó en lo privado y también se lo expresó en otras entrevistas a los medios que quisieron escucharlo.
Previo al inicio de la manifestación, que partió del Ángel de la Independencia a la representación del gobierno de Veracruz en el Distrito Federal, para después partir hacia la funeraria donde se velan los restos de Espinosa Becerril, los asistentes exigieron “certeza mínima de que esta ciudad es habitable, éste es un tema nacional”.
César Ruiz Galicia, de la asociación Juventudes Indómitas, una de las organizadoras, señaló que en el caso del  fotoperiodista fallaron todos los mecanismos de protección, y “tiene que haber responsables que respondan por ello, que se repare el daño a los familiares de las víctimas y que se reivindique el nombre de Rubén”.
Amigos, compañeros y colegas de Rubén Espinosa Becerril exigieron a las autoridades del Distrito Federal, y particularmente al Jefe de Gobierno, Miguel Ángel Mancera Espinosa, el total esclarecimiento de este crimen.
“Subrayamos que es fundamental que las indagatorias privilegien la línea de investigación sobre el ejercicio periodístico, en particular porque la víctima denunció, en repetidas ocasiones durante los últimos días, que estaba siendo perseguido y acosado aun en esta capital”, indicaron en un comunicado difundido por la organización Periodistas de a Pie.
Advirtieron que la Ciudad de México puede convertirse en otro territorio de impunidad y violencia si no esclarece con puntualidad y rapidez la muerte de este fotoreportero.
PROMO-CONFERENCIA
Rubén Espinosa Becerril fue encontrado muerto junto con cuatro mujeres en un inmueble de la colonia Narvarte, en la Ciudad de México.
El fotoperiodista estaba en condiciones de exilio en la Ciudad de México porque se sentía bajo amenaza en el estado de Veracruz. En una reciente entrevista con SinEmbargo, acusó directamente al Gobernador Javier Duarte de Ochoa de haber convertido esa entidad en un camposanto.
El reportero gráfico era originario de la Ciudad de México, pero desde hace ocho años radicaba en Veracruz. En esa entidad dejó su trabajo, sus corresponsalías, amigos, su casa y hasta su perro por el miedo a ser asesinado como los 12 periodistas que ya fueron ejecutados durante la administración del Gobernador priista Javier Duarte de Ochoa.
EN LOS ESTADOS TAMBIÉN SE SOLIDARIZAN
En varios estados del país se convocaron a manifestaciones en repudio al homicidio de Espinosa y en favor de la libertad de prensa.
En Veracruz se realizaron marchas en Coatzacoalcos y en Xalapa. Los asistentes solicitaron a la Procuraduría General de la República (PGR) que atrajera el caso de Rubén y exigieron que no se pierda de vista que el fotoperiodista estaba amenazado.
En la PlazaRegina Martínez de Xalapa los ciudadanos portaban pancartas y gritaban consignas como “Rubén vive, la lucha sigue, sigue”, “Estado asesino” y “Veracruz van 14”.
El escritor Paco Ignacio Taibo II se unió a la movilización. En entrevista para medios locales dijo que en Veracruz ser periodista parece ser igual a traer un tiro al blanco en la espalda.
En Oaxaca los comunicadores protestaron para exigir justicia por el homicidio de Rubén Espinosa. Los manifestantes señalaron que es alarmante la situación que se vive en el país y que el “cobarde” asesinato del fotoperiodista y de las cuatro mujeres es un claro mensaje. “No hay sitio en México para esconderse de las amenazas de los gobiernos estatales”, expusieron.
En Guadalajara, Jalisco, un grupo de fotorperiodistas y reporteros se manifestaron por la muerte del compañero Rubén Espinosa. Los comunicadores portaban flores blancas y pancartas con leyendas como: “Duarte asesino ni uno más” y “Justicia, no más impunidad”.
La indignación por el asesinato de Espinosa Becerril también llegó a Guerrero, donde reporteros de diferentes medios de comunicación del municipio de Chilpancingo protestaron en la caseta de Palo Blanco de la Autopista del Sol para exigir justicia.
“No + impunidad #JusticiaParaRubén”, “Duarte asesino de periodistas”, “Hoy no hay foto porque la familia está de luto”, “México violento”, se leyó en algunas de las pancartas.
Otro grupo de siete periodistas protestó en el Asta Bandera de la playa Papagayo en el puerto de Acapulco.
En Culiacán, Sinaloa, el gremio periodístico realizó una manifestación simbólica en la Catedral por el asesinato de Rubén.
Alrededor de 20 personas se congregaron en el Monumento de la Libertad de Expresión en Nuevo León, en un acto de solidaridad y rechazo por el asesinado de Rubén Espinosa y otros periodistas víctimas del Gobierno.
México es uno de los países del mundo donde es más peligroso ejercer el periodismo.De acuerdo la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), entre 2000 y 2014 se cuantificaron 87 homicidios a periodistas, una cifra que la Fiscalía Especial para la Atención de Delitos cometidos contra la Libertad de Expresión (Feadle) eleva a 102.
En diferentes estados del país se realizaron protestas por la muerte del fotoperiodista. Foto: Cuartoscuro
En diferentes estados del país se realizaron protestas por la muerte del fotoperiodista. Foto: Rubén Espinosa



APAGA LA TELEVISIÓN, NO PERMITAS QUE ASESINEN TU MENTE, MEJOR LEE UN LIBRO E INFÓRMATE EN LOS MEDIOS ALTERNATIVOS.