CUANDO TERMINES DE VER LA PAGINA ACTUAL, DA CLICK EN ENTRADAS ANTIGUAS PARA QUE VEAS TODO LO DEL DIA DE HOY.

domingo, 27 de septiembre de 2015

Nuevo Aeropuerto: Negocios al Cobijo del Poder - Fernández Noroña [Video...



Leer mas

APAGA LA TELEVISIÓN, NO PERMITAS QUE ASESINEN TU MENTE, MEJOR LEE UN LIBRO E INFÓRMATE EN LOS MEDIOS ALTERNATIVOS.

Se vuelca México con Ayotzinapa



Leer mas

APAGA LA TELEVISIÓN, NO PERMITAS QUE ASESINEN TU MENTE, MEJOR LEE UN LIBRO E INFÓRMATE EN LOS MEDIOS ALTERNATIVOS.

El pueblo de México nos ha sostenido: Padres de Ayotzinapa



Leer mas

APAGA LA TELEVISIÓN, NO PERMITAS QUE ASESINEN TU MENTE, MEJOR LEE UN LIBRO E INFÓRMATE EN LOS MEDIOS ALTERNATIVOS.

El cuarenta y cuatro

Con todo respeto, a los otros 43, donde se encuentren*
Morirse no es como lo pintan. Me gustaría decirles que vi un rayo de luz o que escuché la música de los arcángeles, pero la negrura sólo dejaba ver reflejos de luna sobre las pistolas de los pinches matones y los fogonazos intermitentes cuando apretaban los gatillos. Y de oír, nada. El corazón me tronaba más fuerte que los gritos de mis compas o quizá sería el balazo que me rompió el oído un rato antes cuando tumbaron a José porque no quiso bajarse del camión. El caso es que yo ya nomás oía para adentro. Aunque adentro tampoco había mucha música: traía ya las tripas revueltas y me sacudían arcadas como las que le dan al perro del conserje de la escuela.
Pensé que andaba con suerte. Esa misma mañana Matilde me había mandado a decir que sí. O casi; es hija de los riquillos del pueblo, los Fonseca de la ferretería, y para su papá soy punto menos que el diablo. Ni siquiera me conoce, pero prefiere como yerno a cualquier pelagatos que a un normalista que nunca saldrá de pobre como yo, trabajando de maestro de escuela pública. Pero la Matilde es de buena ley, quedamos de vernos el sábado atrás del camposanto para platicarnos. Si agarro el camión de las siete, para el mediodía estoy llegando a Tarinco. Llevaré el anillo que le compré en Taxco y una cobija. Con suerte dice que sí a todo.
Así que cuando me fueron dejando de lado mientras bajaban a los otros pensé que era mi día de suerte. Tenía meses sobando las palabras que le iba a decir y estaba seguro que la vida no me iba a dejar en la puritita orilla. Seguro que el destino me estaba dejando al último porque algo iba a pasar: igual me puedo morir la semana siguiente, pero no antes de besar a Matilde, tocar sus piernas, bajarle el sol y las estrellas. Algo tendrá que impedir lo que está pasando. Llegarán los soldados y se armará la balacera o un capo de los narcos aparecerá para gritar a todo pulmón, “qué pendejada están haciendo, cabrones”. Yo mismo escuché la frase dos veces en la cabeza y la musité en voz baja.
Pero los cabrones nunca la oyeron. Uno de ellos, el que parecía el jefe me vio y me dijo “No te hagas güey, güerito” y movió la cabeza para que bajara. Soy más prieto que el zapote pero desde niño me dicen el Gringo por el ojo verde. Cómo será de fuerte mi querencia por Matilde que todavía en ese momento estaba convencido de que yo andaba con suerte. El tono con el que me cuchilió para que saliera del camión era cariñoso; un hombre alto con chamarra de borrego. A otros los habían movido a punta de insultos y tubazos. “Este no me va a matar”, pensé. Y no me equivoqué, pero fue lo único a lo que le atiné esa noche.
Detrás del enchamarrado apareció un tipo con las mangas arremangadas y la cara pringada de gotas rojas como si hubiera estado comiendo sandías. En cuanto apoyé el pie en la tierra el culero me dio un golpe en la pierna con una barra de metal. Escuché el crujido de la rodilla y a pesar del aullido de dolor me consolé pensando que había sido la izquierda y no la derecha; es temida por todos los porteros en el torneo de fut de la escuela.
Quedé tirado y encogido metido en la burbuja de un dolor animal; era de color amarillo. Luego volví a escuchar la voz del hombre alto: “ya, dale de una vez”. Y de nuevo pensé que sonaba cariñoso. Luego oí un plomazo y el amarillo se hizo negro. No, la muerte no es como la pintan.
*Texto originalmente publicado en El País, reproducido con su autorización con motivo del aniversario de esta inadmisible infamia.
@jorgezepedap
www.jorgezepeda.net



APAGA LA TELEVISIÓN, NO PERMITAS QUE ASESINEN TU MENTE, MEJOR LEE UN LIBRO E INFÓRMATE EN LOS MEDIOS ALTERNATIVOS.

Bajo la Lupa

La tecnología para el agua: ¡hasta 2040!
Alfredo Jalife-Rahme
Foto
Planta potabilizadora San Roque, en Monterrey, Nuevo León, en imagen de archivoFoto José Carlo González
U
n aspecto nodal de la Seguridad Global del Agua y sus alimentos –de la comunidad de espionaje de EU, ICA (por sus siglas en inglés), con patrocinio del Departamento de Estado– radica en su propuesta tecnológica (http://goo.gl/JIrhpE).
ICA opera una conexión perturbadora entre el agua y los alimentos que incluyen un fuerte contenido de agua virtual –cuando los precios de las materias primas globales incorporan el valor del agua–, donde sale mal parado el sector agrícola de los países en vías de desarrollo (http://goo.gl/x6hxyE), desde la perspectiva de EU, máxima superpotencia agrícola del planeta que, además, lo subsidia.
A juicio de ICA, existe una fuerte correlación entre el agua asequible para la agricultura y el PIB.
A largo plazo, “sin acciones que mitiguen ( v. gr. irrigación por goteo, reducción de subsidios a la electricidad y el bombeo del agua, mejor uso de tecnología agrícola y mejores redes de distribución de alimentos), el agotamiento de las fuentes de agua subterránea causará que la producción de alimentos decline y por lo que su demanda tendrá que ser satisfecha a través de mercados (¡supersic!) globales”.
Debido a que la agricultura utiliza 70 por ciento del abasto del agua fresca global, el mayor potencial (sic) para el alivio de la escasez del recurso será mediante la tecnología (sic) que reduzca la cantidad de agua requerida para la agricultura.
Sobre el “presente desarrollo de biocombustibles –vistos como una alternativa renovable de carbón neutral a los combustibles fósiles– requieren agua y agravan la escasez.
El Banco Mundial proyecta que la tierra asignada a los biocombustibles incrementará cuatro veces (¡supersic!) en 2030, con su mayor crecimiento en “Norteamérica (¡supersic!), 10 por ciento de la tierra cultivable, y Europa (15 por ciento de suelo cultivable) frente a la pequeña cantidad de territorio cultivable consagrado a la producción de biocombustibles en el mundo en vías de desarrollo: 0.4 por ciento África; 3 por ciento Asia y 3 por ciento América Latina (AL).
Se ignora si ICA coloca al México neoliberal itamita en AL, ya que también navega en el proyecto irredentista estadunidense de Norteamérica.
La biomasa requerida para producir un litro de biocombustible consume entre mil y 3 mil 500 litros de agua como promedio global, según Comprehensive Assessment of Water Management in Agriculture, publicado por Earthscan y Colombo International Water Institute.
Sorprende que no habrá avances tecnológicos espectaculares para resolver los problemas acuíferos en los próximos 10 años (sic), cuando ICA juzga que la tecnología contribuirá en forma relevante en las áreas de nicho en los próximos 30 años (sic).
Para 2040, la tecnología tendrá un importante impacto en la oferta y demanda del agua fresca, pero sus cambios serán evolucionarios (sic), en especial, en las cosechas tolerantes a la sal y aplicaciones de punta para el sano consumo humano del agua sin tratar.
Las membranas y otras aplicaciones de nanotecnología que dominan las presentes industrias de desalinización y purificación de agua es probable que representen los mayores avances y efectos sobre la asequibilidad del agua fresca.
La desalinización puede ser económicamente factible para el agua de los hogares y la industria, pero no es factible en el presente para la agricultura.
Cualquier tecnología enfrenta tres obstáculos al proveer nuevas fuentes de agua: 1) reducir el consumo de energía; 2) reducir los costos de producción, y 3) eliminar la suciedad de las membranas y filtros.
Debido a que todos los procesos de desalinización producen concentrado salino, el impacto ambiental de usar o disponer de este concentrado también representa un obstáculo.
Dado el bajo (¡supersic!) precio del agua en la mayoría de las regiones del mundo, los consumidores están menos motivados (sic) a adoptar tecnologías como sistemas de irrigación por goteo y la desalinización.
Para la industria y los hogares los precios del agua en los países desarrollados oscila entre 0.60 pesos por metro cubico a más de 3 pesos por metro cúbico, cuando el “agua para la agricultura en la mayoría de los países tiene un precio aproximado de 0.10 pesos por metro cúbico, mientras los datos recientes indican que los “procesos de desalinización producen agua a mayores costos: 0.61 pesos por metro cúbico para la ósmosis reversa, y para los procesos termales de 0.72 pesos por metro cúbico a 0.89 pesos por metro cúbico”.
Es notorio que bajo el nuevo esquema de EU –de la que la fétida ley Korenfeld constituye su decantación local para beneficiar a Israel en detrimento de México (http://goo.gl/yFyEZY)–, el precio del agua se incrementará sustancialmente en el resto del planeta.
Los avances en sistemas de irrigación por goteo en amplia escala son el abordaje más probable para resolver la escasez hídrica en la agricultura.
Juzga que “la investigación para desarrollar resistencia a la sequía en las cosechas ha sido realizada por varias décadas, pero carece de comercialización a la fecha. En las próximas tres décadas,cosechas seleccionadas pueden ser desarrolladas para que requieran la mitad (¡supersic!) del agua usada por las cosechas presentes, pero el cultivo extenso de tales cosechas es problemático cuando experimentos limitados han sido conducidos para desarrollar plantas de alimentos que puedan tolerar la sal o el agua de desecho.
Los avances en biotecnología pueden resultar en nuevas plantas o en cepas genéticamente alteradas que puedan crecer en agua salada en el océano o en extensos acuíferos de agua salada.
No se ha investigado en forma adecuada el gran aporte del agua salada de los océanos que constituyen 97 por ciento del total global. Allí está la clave de la salvación.
La “tecnología de punta para purificar el agua –no es capaz de sostener las necesidades extensas de la agricultura y la industria–depende de sistemas portables que tienden a ser autosuficientes” y son usados por “entusiastas (sic) recreativos y personal militar, y serán usados por los habitantes en el mundo en vías de desarrollo que podrían obtener agua potable de sus fuentes sin tratar ( v. gr. ríos y lagos)”.
La nueva tecnología emerge en el presente en el mercado comercial (¡supersic!) y es probable la disminución de sus costos con seguros diseños libres de fallas.
Sorprende que Darpa, el “cerebro del Pentágono (http://goo.gl/1f6Hui)” –que desde la tecnología furtiva pasando por el GPS hasta las vacunas–, haya desarrollado prodigiosas armas de avance tecnológico y eluda contribuir con la tecnología acuífera, que quizá posea en secreto, al bienestar armónico del planeta azul.
Una de las ventajas de la desalinización, que tampoco es tan cara –cada planta que procura a 300 mil habitantes cuesta 100 millones de dólares, según Ronan McGovern, investigador sobre desalinización en el MIT (https://goo.gl/RzKIWp)– es que preserva la soberanía marítima de los países costeros y les aporta el mayor flujo pletórico de agua del planeta azul.
El agua, más que un legaloide derecho humano, constituye un inalienable “derecho de supervivencia (http://goo.gl/Ojjz01)”: un bien común planetario sin excepciones ni decepciones.
http://alfredojalife.com
@AlfredoJalifeR_
https://www.facebook.com/AlfredoJalife
http://vk.com/id254048037



APAGA LA TELEVISIÓN, NO PERMITAS QUE ASESINEN TU MENTE, MEJOR LEE UN LIBRO E INFÓRMATE EN LOS MEDIOS ALTERNATIVOS.

ALERTA NACIONAL II EL AUDIO DE LA INFAMIA vi@Arquera_

Audio de 2014 cuando el consejo tecnico del iMSS pactó la privatización
 
APAGA LA TELEVISIÓN, NO PERMITAS QUE ASESINEN TU MENTE, MEJOR LEE UN LIBRO E INFÓRMATE EN LOS MEDIOS ALTERNATIVOS.

Protestan miles en México y el mundo a un año de Iguala

 

Al cumplirse el primer año de la desaparición forzada de 43 normalistas de Ayotzinapa a manos de policías municipales de Iguala, Guerrero, quienes los entregaron a narcotraficantes, decenas de miles de personas efectuaron marchas, plantones, mítines y actos culturales en diversos estados del país y en varias ciudades del mundo, como Londres, Madrid, Guatemala, Nueva York, Montreal, Ámsterdam y Santigo de Chile, para exigir justicia al gobierno mexicano y que tome medidas para que no se cometa otro hecho similar. La imagen, en un abarrotado Zócalo capitalino Foto Víctor Camacho
Ya está bien de mentiras; ellos saben dónde están, reclaman padres
Su mentira histórica se ha hecho pedazos con la verdad científica, afirma vocero



Ayotzinapa, la herida abierta
Si el gobierno le apostó al cansancio, está perdiendo, aseguran padres de los 43
No habrá olvido, claman miles a un año de la tragedia en Iguala
Durante la marcha advierten que no descansarán hasta que los estudiantes sean presentados con vida
Foto
Las autoridades capitalinas reportaron saldo blanco en la movilización realizada ayerFoto José Carlo González
Laura Poy y Arturo Sánchez
 
Periódico La Jornada
Domingo 27 de septiembre de 2015, p. 3
Al cumplirse ayer un año de la desaparición de 43 normalistas de Ayotzinapa, la exigencia fue clara: Justicia, presentación con vida y rechazo al olvido. Los padres de los estudiantes y miles de ciudadanos que exigen su regreso a casa marcharon en la capital del país para rechazar la verdad histórica y reiterar que no habrá olvido y no nos callaremos.
En su mensaje, a 365 días de la desaparición forzada de los jóvenes, quienes fueron atacados por fuerzas policiacas y civiles armados la noche del 26 y la madrugada del 27 de septiembre del año pasado, los padres de las víctimas señalaron que ya está bien de tantas mentiras de este gobierno; nos han hecho sufrir mucho.
Advirtieron que si el gobierno federal le apostó al cansancio, está perdiendo, y si le apostó al olvido, ya se jodió.
Uno de los reclamos más insistentes fue para el presidente Enrique Peña Nieto: Queremos que se vaya con todo su gabinete, pero antes que nos entregue a nuestros hijos.
Carmelita Cruz, madre del normalista Jorge Aníbal Cruz, afirmó que ellos saben dónde están.
Mario César Gónzalez, padre de César Manuel, recordó: Hace un año, a las 17:35 horas, escuche por última vez la voz de mi hijo en una llamada telefónica. Afirmó que ha sido un año muy difícil, pero de mucho aprendizaje, pues me ha enseñado al verdadero México y cómo lo está destrozando el Estado.
Junto a él, Emiliano Navarrete, padre de José Ángel, señaló que pareciera que la naturaleza nos dice que las cosas se repiten: hace un año, en un día como hoy, también estaba lloviendo.
Ante miles de manifestantes, que pese a la persistente lluvia permanecieron en el Zócalo de la ciudad de México, Felipe de la Cruz, vocero de los padres, señaló que la mentira histórica del gobierno se ha hecho pedazos por la verdad científica del Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes (GIEI), de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos.
Melitón Ortega apuntó que los padres “no vamos a permitir que este caso se cierre, como lo ha intentado este gobierno a través de mil maneras, queriendo imponer su verdad histórica”.
Fue el día de la indignación. Desde las primeras horas de ayer cientos de manifestantes, entre ellos estudiantes, trabajadores, maestros, jubilados, integrantes de organizaciones civiles y defensores de derechos humanos, se concentraron en diferentes puntos de Paseo de la Reforma para sumarse a la marcha por la dignidad.
El contingente, encabezado por los padres de familia, inició la movilización a las 12:30 horas en las inmediaciones de la glorieta de Chivatito, con una declaración formal: Aquí estamos con el dolor de que hace un año no sabemos nada de nuestros hijos. Vean nuestros rostros. No nos estamos dando por vencidos. Seguiremos luchando para encontarlos.
Un mosaico multicolor de carteles y mantas, personas y edades se mantuvo cerca de los padres de familia que, resguardados por un cordón de seguridad, avanzaron por Paseo de la Reforma acompañados de miles de voces que corearon consignas como: ¡No están solos, no están solos!, ¡Ayotzinapa somos todos!, ¡Fuera Peña! y ¡26 de septiembre no se olvida!, y también por el resonar de los caracoles prehispánicos y distintos ritmos mexicanos.
Los jóvenes fueron mayoría. Ahí estaban los estudiantes de la Universidad Nacional Autónoma de México, del Instituto Politécnico Nacional y de la Universidad Autónoma Metropolitana, marchando junto a los de la Universidad Iberoamericana, el Instituto Tecnológico Autónomo de México o la Escuela Nacional de Antropología e Historia, así como los que iban a título personal o como integrantes de organizaciones civiles y defensoras de derechos humanos.
Al contingente también se sumaron creadores y escritores, entre ellos Elena Poniatowska y Jesusa Rodríguez.
Poniatowska, galardonada con el premio Príncipe de Asturias, portaba un cartel con la leyenda Hoy el cielo llora. Mañana la luna sangra en la tierra. 43 semillas crecen, serán el sol de la justicia.
En su recorrido por las principales calles de la ciudad de México cientos de personas se congregaron en la banqueta y el camellón de Paseo de la Reforma para esperar al contingente. Así, en puntos centrales como el Museo Nacional de Antropología, la Estela de Luz y el Ángel de la Independencia se sumaron a la marcha.
Diversas expresiones artísticas dejaron huella de la indignación por la desaparición de los normalistas. Carteles, mantas, pendones, cajas de cartón o banderas fueron los medios para comunicar el repudio al olvido y la exigencia de justicia.
Miles de manos portaron carteles con leyendas como: ¡Un México cansado, pero no paralizado!, ¿Cuántos desaparecidos necesita este país para despertar?, No lo decimos despacito, lo decimos con fuerza. Investigación al Ejército, ya, y Fue el Estado.
A pesar que durante gran parte de la movilización se hicieron llamados a mantener una protesta pacífica, un grupo de jóvenes encapuchados cometió destrozos en mobiliario urbano de Paseo de la Reforma, a la altura del Museo Nacional de Antropología, y a partir de las inmediaciones del Senado realizó pintas y lanzó decenas de petardos. También arrojó piedras y botellas a las fachadas de los comercios aledaños. Una de ellas, ubicada a un costado del hotel Hilton, quedó destrozada.
Este grupo, de no más de 100 personas, se enfrentó con elementos de la Secretaría de Seguridad Pública del Distrito Federal, en el Eje Central y avenida Juárez, lo que interrumpió el paso de los numerosos contingentes que se dirigían al Zócalo. No violencia, no violencia, gritaban los manifestantes.
En tanto, los padres de los normalistas iniciaron el mitin central con un llamado a mantener la unidad y la esperanza. ¡Ni la lluvia ni el viento detendrán este movimiento!, afirmó Vidulfo Rosales, abogado de los padres de los estudiantes.
Exhortó a hacer de la indignación una fuerza para la organización: Estamos aquí no sólo para exigir la aparición con vida de nuestros 43 normalistas, sino también para demandar justicia por los más de 25 mil desaparecidos del país. Pero también debemos luchar por quienes han sido despojados de su tierra. Que no haya ni una lucha aislada más.
Melitón Ortega recordó que a lo largo de este año no sólo han recorrido el país buscando justicia, sino también han visitado diversas naciones de América y Europa. Aquí está la muestra de la indignación, del corazón del pueblo mexicano. Ayotzinapa no es un caso aislado; las desapariciones se dan en todo el país.
Bajo una llovizna que no abandonó a los manifestantes, minutos después de las 18 horas, y luego de que dirigentes sindicales del magisterio y de los telefonistas, así como estudiantes y organizaciones civiles reiteraron su apoyo en la búsqueda de justicia y presentación con vida de los normalistas, concluyó el mitin, que fue trending topic en las redes sociales con el hashtag #DiaDeLaIndignación.
Al concluir la marcha, la Secretaría de Seguridad Pública del Distrito Federal informó que pese a las pintas y disturbios protagonizados por jóvenes encapuchados en diferentes puntos de las avenidas Reforma, Juárez y Eje Central, hubo saldo blanco.
Sin embargo, personal de la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal, que acompaño la movilización, reportó la detención de una persona, en el cruce de la calle Rosales y la avenida Hidalgo, la cual en un principio se dijo sería remitida a la agencia 50 del Ministerio Público, pero calles adelante fue liberada.
El jefe de Gobierno del Distrito Federal, Miguel Ángel Mancera, señaló en días pasados que los granaderos no estarían presentes en la marcha; sin embargo, se concentraron en cuatro puntos aledaños a la movilización.
(Con información de Josefina Quintero)



APAGA LA TELEVISIÓN, NO PERMITAS QUE ASESINEN TU MENTE, MEJOR LEE UN LIBRO E INFÓRMATE EN LOS MEDIOS ALTERNATIVOS.

Y un año después “ni la lluvia, ni Peña, detendrán al movimiento”


26 de septiembre de 2015
Destacado
Miles acompañan a los padres de los 43 en el Zócalo capitalino. Foto: Eduardo Miranda
Miles acompañan a los padres de los 43 en el Zócalo capitalino.
Foto: Eduardo Miranda
MÉXICO, D.F. (proceso.com.mx).- Afluentes de muchas causas, sindicatos, universidades, organizaciones civiles, ciudadanos confluyeron desde el mediodía en la avenida Reforma en una tarde sabatina nublada. Es el primer año de la tragedia de Iguala. Es la primera gran marcha de la indignación en contra de la “mentira histórica” del gobierno de Peña Nieto.
Ya no se trata sólo de pedir justicia, sino de “ajustar cuentas” con la administración federal que en los últimos meses perdió todo su capital político frente a la incansable movilización de los padres de los normalistas de Ayotzinapa.
Todos esperamos desde las distintas glorietas y monumentos, de la Estela de Luz hasta el Ángel de la Independencia, al contingente de los héroes cívicos de este primer año trágico: los invencibles padres y madres de los 43 estudiantes desaparecidos de la Escuela Normal de Ayotzinapa que marchan desde Los Pinos con sus 43 rostros y miles de carteles con una tortuga que nos mira, el símbolo de esta manifestación.
Causa de causas, Ayotzinapa se ha convertido en el crisol no sólo de un grito constante “vivos se los llevaron, vivos los queremos”, sino también del enorme descontento que marcha en contra del gobierno de Enrique Peña Nieto.
Al Ángel de la Independencia llegaron con sus machetes y encabezados por Ignacio del Valle los ejidatarios de San Salvador Atenco. Ellos saben, desde mayo de 2006, de qué tamaño es la represión y la impunidad del peñismo.
También decenas de organizaciones sindicales, desde el SME hasta los telefonistas, el STUNAM, y los estudiantes de universidades privadas, de los CCH de Vallejo, Naucalpan, Azcapotzalco, de las facultades de Economía, Políticas, FES Acatlán, FES Aragón, de la escuela Carlos Septién, cuyos alumnos marchan y, al mismo tiempo, entrevistan, quieren captar el momento intenso de esta jornada.
Inseparable con su cámara, el documentalista Epigmenio Ibarra transmite en vivo y convoca, una vez más, al “pase de lista” de los 43 desaparecidos que él ha realizado con inquebrantable fidelidad todos los días en su cuenta de Twitter.
Elena Poniatowska, la cronista de nuestras grandes tragedias nacionales, marcha portando una pancarta que dice: “Hoy el cielo llora, mañana la Luna sangra. En la tierra 43 semillas crecen. Serán el sol de la justicia”. Le aplauden, la saludan, la quieren los capitalinos que desde el 68 hasta ahora no habían repetido tanto las consignas contra el Estado represor como en los tiempos del peñismo.
Al filo de las 13:00 horas, el contingente de los padres de familia, fuertemente acordonado, llega a la Glorieta de la Diana, mientras a unos 300 metros, en la Glorieta del Ángel, el conteo del 1 al 43, con el grito de “¡Justicia!” retumba en la avenida.
La lluvia amenaza, pero miles de capitalinos no dejan de llegar para sumarse a la marcha. Muchos recuerdan a los más de 50 mil ciudadanos que protagonizaron la manifestación de las veladoras, aquella noche del 20 de noviembre de 2014, cuando en la plancha del Zócalo capitalino una enorme imagen de veladoras sintetizó el sentir de todos: “Fue el Estado”.
En esta concentración hay menos ciudadanos, más indignación y menos temor ante los grupos de anarquistas o simples provocadores que fueron aislados por los cuerpos policiacos.
En el cruce de avenida 5 de Mayo y el Eje Central, a unas cuadras del Zócalo, un grupo de encapuchados lanzó objetos y bombas de humo contra elementos de la Secretaría de Seguridad Pública. La respuesta inmediata de los contingentes fue “No violencia, no violencia”.
Otros encapuchados arrojaron petardos y pinturas contra la sede del Senado de la República, en el cruce de Insurgentes y Reforma, pero fueron repelidos muy pronto por granaderos y elementos de la Policía capitalina.
“Ni la lluvia ni el viento detendrán el movimiento”
Desde las 15 horas, la llovizna se transformó en fría lluvia que bañó a la mayoría de los participantes de la marcha. Pero las consignas no cesaron: “ni la lluvia ni el viento detendrán el movimiento”.
En el Hemiciclo a Juárez, una instalación con fotos de los 43 jóvenes normalistas y la imagen del Palacio Nacional en una réplica de cartón es la síntesis de lo que está sucediendo en el Distrito Federal y en varias ciudades del país: Ayotzinapa atrapó el corazón político del país.
“Ni la lluvia, ni Peña Nieto, detendrán al movimiento”, remedan algunos integrantes del contingente de los telefonistas.
En la plancha del Zócalo continuaron llegando los contingentes de estudiantes, activistas, familias enteras, mientras en la tarima Felipe de la Cruz, vocero de los padres, advirtió que “la mentira histórica fue hecha pedazos por la verdad científica”.
“Peña Nieto se volvió a equivocar: vamos a ajustar cuentas contra él y contra sus funcionarios”, advirtió De la Cruz. Y se volvió a escuchar la consigna: “Fuera Peña, Fuera Peña”.
“Peña acabará en la cárcel”, remató De la Cruz.
Para mediados de octubre, el movimiento de los padres convocó a una convención en Ayotzinapa. Ya no sólo piden encontrar a sus 43 hijos, hacer justicia contra los responsables de la tragedia sino también revocar el mandato del gobierno peñista.





APAGA LA TELEVISIÓN, NO PERMITAS QUE ASESINEN TU MENTE, MEJOR LEE UN LIBRO E INFÓRMATE EN LOS MEDIOS ALTERNATIVOS.